nada
NEWSLETTER

Todo el rock y el pop español en Europa

Conciertos que convirtieron UK en lugar mitológico: Live Aid 1985

Conciertos que convirtieron UK en lugar mitológico: Live Aid 1985

  • 12 de Julio, 2016
  • Por David Gallardo

El 13 de julio de 1985 tuvo lugar uno de los macro festivales más recordados de la historia, con sendos conciertos multitudinarios en los estadios de Wembley en Londres y JFK en Philadelphia, con 85.000 y 99.000 espectadores, respectivamente. Todos unidos para celebrar el poder de la música para cambiar el mundo, pues toda la recaudación se destinó a luchar contra la brutal hambruna que por aquel entonces asolaba Etiopía.

Encabezados por Bob Geldof y Midge Ure, un plantel sensacional de artistas desfiló por ambos estadios para dar forma a 16 horas de actuaciones que fueron retransmitidas en directo vía satélite a 72 países, dando como resultado una recaudación total de más de 100 millones de dólares. Y, de paso, para la posteridad quedaron algunas presentaciones ciertamente abrumadoras.

En el estadio de Wembley, los encargados de abrir la jornada fueron Status Quo, a quienes siguieron, entre otros muchos, The Style Council, Sade, Spandau Ballet, Ultravox, Elvis Costello, Phil Collins acompañado por Sting y Branford Marsalis, Bryan Ferry con David Gilmour, David Bowie, George Michael con Elton John, The Who, Dire Straits... y el emocionante fin de fiesta con Paul McCartney interpretando al piano el 'Let it be' más coreado que se recuerda.

Pero, aparte de los mencionados, dos bandas regalaron dos de sus mejores actuaciones para la posteridad: los U2 más épicos y comunicativos tocando 'Sunday bloody sunday' y una versión especialmente emotiva de 'Bad' con Bono bajando a bailar abrazado con una muchacha del público, y Queen con un concierto express de 15 minutos en los que condensaron toda su energía y su inapelable catálogo de éxitos.

El cierre definitivo fue con todos los artistas participantes cantando juntos sobre el escenario el single benéfico 'Do they know it's christmas?', que dio paso, sin descanso, al inicio de las actuaciones en Philadelphia (mientras Phil Collins viajaba en el Concorde para convertirse así en el único artista que participaba en los dos recitales que conformaron el concierto benéfico definitivo).

En Philadelphia el plantel de artistas también fue de aúpa, con Bryan Adams dando el pistoletazo de salida antes de la reunión de Ozzy Osbourne con Black Sabbath después de seis años. Luego, Simple Minds, Madonna y los también reunificados para la ocasión Led Zeppelin, con el omnipresente Phil Collins a la batería.

Quita la respiración recordar que allí también actuaron Bob Dylan (acompañado por Keith Richards y Ron Wood), Mick Jagger con Tina Turner, Judas Priest y Eric Clapton (¡también con Phil Collins!), antes del epílogo definitivo a esta maratoniana jornada de conciertos con todos los artistas presentes en el estadio JFK para entonar unidos 'We are the world', el single benéfico americano en respuesta al británico 'Do they know it's Christmas?' mencionado con anterioridad.

Con el paso de los años terminó aflorando la inevitable controversia acerca del destino real de la totalidad de esos cien millones de dólares recaudados, pero más allá de eso, lo cierto es que el 13 de julio de 1985 debe ser recordado como el día en el que la música consiguió cambiar el mundo y hermanar a millones de personas de todo el planeta. Todos unidos para hacer de este mundo un lugar mejor. Una pequeña gran utopía por la que bien mereció la pena el esfuerzo y que propició actuaciones estelares para el recuerdo.

Artículo Bob Geldof Conciertos benéficos Conciertos en Londres Conciertos míticosConciertos que convirtieron a UK en lugar mitológico Historial musical Inglaterra Live Aid Música en vivo Noticias Queen Wembley